Top Menu

 

En San Francisco hacen bromas porque Pablo Sandoval no viajará a Boston


Los Gigantes jugarán con los Medias Rojas la semana entrante y el Panda no estará presente en su antiguo hogar, mientras se recupera de la Cirugía Tommy John

Por Ignacio Serrano
ElPlaneta.com

Los Gigantes viajarán a Boston la semana entrante, pero su más célebre integrante —célebre, se entiende, en el Fenway Park— no será parte de la gira. Pablo Sandoval no visitará su antiguo hogar.

Hay que admitirlo: el slugger venezolano no dejó un buen recuerdo ahí. Llegó a los Medias Rojas bajo un estruendo de expectativas y medios de comunicación, antes de la temporada de 2015, y se fue menos de tres años después, a mediados de 2017, tras fracasar estrepitosamente en la Costa Este.

Bateó para .237/.286/.360 con los patirrojos, muy lejos de los números esperados entonces por la gerencia. Solamente dio 14 jonrones en ese período y dejó .646 de OPS.

Pero renació en esta zafra. Contando el último turno que entre aplausos tomó como emergente en San Francisco, puso promedios de .268/.313/.507, con 14 cuadrangulares y .820 de OPS. Sí, esas son tantas pelotas fuera del parque solo en este torneo como las que golpeó en sus incompletas tres justas con los bostonianos.

Y no faltará quien recuerde que su salario todavía es pagado por los Medias Rojas. Durante cinco campeonatos, hasta este mes, su nombre ha aparecido en la nómina del club que apostó por él como agente libre. La relación laboral finalmente se romperá a finales de septiembre.

Sandoval vio cómo su carrera resucitaba en la Bahía. Ha sido utility desde que volvió a los californianos. Jugó en tercera base, en primera, incluso en segunda base, mientras tomaba roletazos en el short stop y cargaba consigo una mascota de receptor, en caso de que fuera necesario ayudar en una u otra posición. Incluso trabajó como lanzador.

Ahora será agente libre, otra vez. Los Gigantes no han dado señal de estar interesados en renovarle, aunque él declaró al diario San Jose Mercury News que anhela retornar con los colosos más que nada. El tiempo dirá.

Ese Panda reconstruido no estará la semana próxima en el Fenway Park. Parecía obvio, aunque alguien en la Costa Oeste se lo preguntó este viernes al manager Bruce Bochy, un taimado, cordial y entretenido estratega, que se encuentra en su última justa y que algún día estará en el Salón de la Fama.

“No viajará a Boston”, respondió Bochy al portal The Athletic. “Creo que fue para evitarlo que decidió operarse el codo”.

Cabe allí un espacio para las risas.

Habría sido interesante ver la reacción de los aficionados frente a Sandoval, a quien todo le salió mal mientras defendió a los patirrojos, desde su llegada con sobrepeso al Spring Training hasta la humillante oportunidad en que su cinturón se rompió al hacer swing en un juego, pasando por las escandalosas declaraciones que dio en contra de sus antiguos compañeros de San Francisco.

Ya habrá olvidado lo que dijo aquella vez. Ha vuelto a disfrutar del beisbol y hasta es uno de los 30 finalistas en el Roberto Clemente Award, el premio que cada año reconoce a los peloteros más involucrados en actividades de beneficencia y labores comunitarias. Volvió a batear, después de su fase de amnesia ofensiva en Nueva Inglaterra. Pero no estará en Boston, pues ni siquiera puede jugar.

--

Publicado en ElPlaneta.com, el viernes 13 septiembre de 2019.



Ignacio Serrano

Comparte este artículo:

Publicar un comentario

 
Todos los derechos reservados © Ignacio Serrano, El Emergente. Dirección de BALOO Media. Licencia de OddThemes y VineThemes
Todos los derechos reservados © Ignacio Serrano, El Emergente. Dirección de BALOO Media.