Full width home advertisement

 

BÉISBOL VENEZOLANO

GRANDES LIGAS

Post Page Advertisement [Top]

Muere a los 93 años Tom Lasorda, leyenda de los Dodgers, de las Grandes Ligas y del Caribe


El piloto que llevó a los Dodgers a disputar cuatro series mundiales falleció apenas tres días después de haber recibido el alta médica. Vistió en Venezuela el uniforme de los Leones del Caracas, como coach de Pompeyo Davalillo, y fue campeón en Dominicana con los Tigres del Licey

Por Ignacio Serrano
ElEmergente.com

Tom Lasorda, el manager más recordado en la franquicia de los Dodgers, ganador de cuatro banderines de la Liga Nacional y de dos coronas en la Serie Mundial, murió este viernes en su casa, tres días después de recibir el alta médica en Estados Unidos, a los 93 años de edad.

Lasorda es miembro del Salón de la Fama de Cooperstown, gracias a sus 1.599 victorias y sus 22 temporadas al frente de los esquivadores, escuadra a la que dirigió con un estilo flamboyante, llamativo y en ocasiones polémico.


Conoció de primera mano el beisbol del Caribe. Fue coach del recordado Pompeyo Davalillo en Venezuela, con los Leones del Caracas, en la campaña 1971-1972, y con los Tigres del Licey, luego, conquistó la Serie del Caribe en 1974.

"Fue uno de los estrategas más finos que el juego haya conocido", expresó el comisionado Rob Manfred en una declaración oficial, lamentando la pérdida.

Lasorda hizo carrera como lanzador, pero fue un pitcher mediocre. Pasó por la Gran Carpa en tres campeonatos, aunque solo sumó 58 innings y un tercio, con 6.48 de efectividad y marca de 0-4.

DATO.
Tom Lasorda saltó a las Grandes Ligas en 1954 con los Dodgers de Brooklyn y un año después fue cortado para dar cabida en el roster a otro pitcher zurdo recién firmado, Sandy Koufax. Ambos alcanzarían una placa de bronce en Cooperstown, Koufax como lanzador y Lasorda como estratega

La verdadera carrera de este hijo de italianos comenzó en 1977, luego de algunos años conduciendo en las Ligas Menores y en la pelota invernal. Fue cuando recibió el nombramiento como sucesor del histórico Walter Alston, el manager más ganador del club azul.


Alston manejó a los Dodgers entre 1954 y 1976, con 2.040 triunfos, siete banderines y cuatro series mundiales. Dirigió exitosamente la mudanza de Brooklyn a Los Ángeles y contó con Lasorda como mano derecha en la última parte de su recorrido, lo que le permitió a su sucesor tener una primera probada de lo que le tocaría en breve, al llevar las riendas en cuatro encuentros de aquel año 76.

Su debut fue clamoroso. Ganó la División Oeste y la Liga Nacional en sus primeros dos justas a tiempo completo y nuevamente llegó a la Serie Mundial en 1981. La tercera fue la vencida.

En esa justa floreció como nunca su carácter, al coincidir con el ascenso y auge del monticulista mexicano Fernando Valenzuela y la consiguiente "fernandomanía".


También se llevó el Clásico de Otoño en 1988.

Lasorda se convirtió en la cara más visible y ruidosa de una organización emblemática en la MLB. No ocultó nunca su fervor. Incluso, cuando se vio forzado al retiro, por problemas de salud, se mantuvo vinculado a la divisa de sus amores como asesor.

EN POCAS PALABRAS
"Tomen un cuchillo y corten mis venas. Verán que mi sangre es azul, azul de los Dodgers"
TOM LASORDA

"Su pasión, éxito, carisma y sentido del humor hicieron de él una figura internacional, lo que aprovechó para hacer crecer nuestro deporte", resaltó el comisionado Manfred.

Era el miembro del Salón de la Fama que sobrevivía a mayor edad. Paz a su alma.


FIGURA EN VENEZUELA Y REPÚBLICA DOMINICANA

Lasorda en el Universitario, como coach de Pompeyo Davalillo

El primer vínculo de Tom Lasorda con Venezuela data de 1956. Ese año, lanzando con los Atléticos de Kansas City, recibió el primer jonrón en las Grandes Ligas del entonces novato Luis Aparicio.

Dirigió en las Ligas Menores de los Dodgers entre 1965 y 1972. Y siendo ya manager en Triple A, fue enviado a Venezuela para supervisar el paso por la LVBP de varios talentos jóvenes que Los Ángeles cedió a los Leones del Caracas en la zafra 1971-1972: Bill Russell, Charlie Hugh, Doug Rau y Bobby Valentine.


Del Universitario, donde fue coach de Pompeyo Davalillo, siguió a República Dominicana, donde ya había dirigido a los Leones del Escogido en la 1970-1971. Los Dodgers habían establecido buenas relaciones con los Tigres del Licey y él tomó las riendas de esa novena para los torneos 1972-1973 y 1973-1974.

Con el Licey fue campeón de la Serie del Caribe de 1974.

El premio a las personalidades no hispanas que han impactado favorablemente en la pelota del área, concedido por el Salón de la Fama del Beisbol Latino, lleva su nombre en reconocimiento a su paso por el Caribe, su relación con jugadores de la región y su influencia en sus carreras y en nuestras ligas.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Todos los comentarios deben evitar los insultos. Se puede criticar sin llegar a la grosería o el irrespeto

Bottom Ad [Post Page]

| Colorlib