Top Menu

 

En un día de leyendas, el beisbol zuliano entroniza a sus primeros 15 inmortales

Luis Aparicio Montiel y su padre Luis Aparicio "El Grande de Maracaibo" 

Las figuras elegidas para estrenar el Salón de la Fama ubicado en el estadio Luis Aparicio El Grande de Maracaibo ya tienen sitio en el hermoso pabellón

Por Ignacio Serrano
ElEmergente.com

El Museo del Beisbol Zuliano abre las puertas de su Salón de la Fama a las más notables leyendas de la región, para ya no cerrarlas jamás.

El emblemático 18 de noviembre, Día de la Chinita, fecha fundamental para los oriundos del estado fronterizo, de enorme simbolismo para la pelota venezolana, fue la calenda lógicamente elegida para inaugurar el tan necesario pabellón, ubicado en el estadio Luis Aparicio "El Grande de Maracaibo".

En esta fecha, Aparicio padre le entregó la responsabilidad de ser el campocorto y primer bate del Gavilanes a su memorable hijo, único jugador nacido en nuestro país con una placa en Cooperstown.

Ambos vuelven a unirse y lo hacen con otro miembro notable de la familia, Ernesto Aparicio Ortega, ex jugador, formador de peloteros y uno de los motores del rico beisbol marabino.


Esta primera promoción de inmortales incluye a ellos tres y también a José Antonio Casanova y Dalmiro Finol, miembros de la Selección Nacional que logró el título en la Serie Mundial Amateur de 1941, en La Habana, pilares luego de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional en sus inicios.

Finol fue el primer gran slugger, el líder jonronero de la LVBP en su primera década de existencia, hasta la aparición de Camaleón García. Casanova incluso se mantiene como el manager nativo más ganador en la historia de la pelota profesional criolla.

También forman parte de estos 15 notables Pompeyo Davalillo, pelotero, coach y piloto de fuste; Ramón Monzant, lanzador de dominio en nuestros diamantes, que mostró su talento en las Grandes Ligas; los incansables hiteadores Ángel Bravo y Víctor Davalillo, también bigleaguers; y Teolindo Acosta, otro bateador incansable y productivo en nuestros circuitos y en México.

También son exaltados el Carrao Bracho, el pitcher con más victorias en nuestra pelota; y dos figuras principalísimas en las crónicas de las Águilas del Zulia: Leonel Carrión, el bateador más representativo de los rapaces, primer coach de patio en las Mayores, y Wilson Álvarez, el serpentinero más célebre en el casi medio siglo que tienen los occidentales.

Junto a los 13 ex peloteros, también merecen su entronización Luis Rodolfo Machado Bohórquez, fundamental en el nacimiento de los aguiluchos, y Dionisio Acosta, creador de la Asociación de Peloteros y propulsor del Juego de Estrellas, dos instituciones que llegaron a ser orgullo de la fanaticada cuando el ex receptor presidía la AUPPV.

Compartir:

Publicar un comentario

 
Todos los derechos reservados © Ignacio Serrano, El Emergente. Diseñado por BALOO Media. Licencia de OddThemes y VineThemes