Top Menu

 

Detrás del cambio de Jesús Montero


El Emergente
Por Ignacio Serrano

Hablamos de un cambio desequilibrado. No hay modo de negarlo. Uno de los bates más consistentes del último trienio en la pelota venezolana por un lanzador que no ha pasado todavía de las palabras a los hechos. Así se resume, de manera injusta y en pocas letras, el pacto que la noche del miércoles cerraron las Águilas y los Cardenales, traspasándose a Jesús Montero por Alexis Rivero.

No todos los acuerdos tienen las mismas motivaciones. Y aplica siempre la ley del mercado. A veces hay compradores urgidos y a veces el vendedor es el que necesita hacer el pacto. Dependiendo de la posición de cada quien, se sabrá quién tiene el poder.

Montero es un gran pelotero. Ya no milita en el beisbol organizado y fue despedido en México, pero aquí ha evolucionado como un bateador profesional, que no busca jalar los pitcheos, que aprovecha todo el terreno, toma muchos envíos y logra altos averages. Hay un sin embargo acá: incumplió una norma de disciplina y Lara se vio en la circunstancia de tomar medidas.

La primera fue sacarlo del roster semanal. Se dio la versión oficial sobre una dolencia en un tobillo. La segunda fue ofrecerlo a otros clubes. No hubo una respuesta entusiasta desde otras ciudades.

¿Por qué cambiarlo? Es algo complejo. Consideró el alto mando crepuscular que, por ser un caso no deportivo, era necesario mantener la cohesión en la cueva y el mensaje de que nada puede estar antes que la causa común que se expresa en el nombre al frente del uniforme.

Ya con esa convicción, había dos opciones: tomar lo mejor que ofrecieran los eventuales compradores o alargar el acuerdo lo más posible, esperando que el precio subiera, conforme avanzara la zafra y se enredaran las posiciones en la tabla. Los pájaros rojos optaron por lo primero.

Es interesante, porque quizás la mala racha de los aguiluchos los habría obligado a poner otro nombre sobre la mesa. O quizás no, tal vez reaccionaban y cambiaban de opinión. Aguardar porque el Magallanes siguiera en crisis, por ejemplo, sólo era una apuesta. Venía la fecha para activar a Montero, el domingo, y la gerencia apretó el gatillo.

El movimiento resta profundidad ofensiva a los líderes del campeonato. Siguen teniendo el mejor lineup de la campaña, sin toleteros con restricciones, quizás con la única duda de Francisco Arcia, que hasta ahora no ha recibido llamadas de Anaheim y está muy motivado.

La banca mantiene sus muchas opciones, salvo porque ahora no tendrá siempre a un Montero, a un Castillo, a un jugador de esas características en un día libre, listo para tomar un turno como emergente. Para fortuna del Lara, se ha ido formando una sólida generación de relevo que desde la zafra anterior ha aportado de manera importante, con jóvenes como Manuel Meléndez o Jeckson Flores.

Zulia gana mucho con la transacción. Recibe a un bateador de .300 que ya no da tantos extrabases, pero que debe aprovechar los callejones en el Luis Aparicio.

Rivero, por otro lado, es un pitcher muy bien considerado en el pasado, obligado ya a dar un paso al frente. Si lo da, se unirá a los que están y a los que vienen, Leonel Campos y Edwin Escobar entre ellos, para formar un bullpen formidable. Sería el final feliz para ambos elencos, cosa todavía posible, a pesar de las circunstancias que obligaron a este cambio.

Columna publicada en El Nacional, en su edición del viernes 16 de noviembre de 2018.

Compartir:

9 comentarios :

  1. Ignacio seria interesante señalar saber. Cual fue la falta que cometio Montero. Porque se podria aplicar el viejo dicho de que hacer los correcto no es lo correcto. Puede que Lara quiere enviar un mensaje en su cueva. Pero tambien esta en que asi Lara este blindado por todos los flancos Montero es indepensable en cualquier parte del roster.

    ResponderEliminar
  2. Lara no puede confiarse en los importados en enero papasado solo Urrutia siguio con el equipo y casi que no regresa así que eso de blindados no es del todo cierto

    ResponderEliminar
  3. buen dia ignacio,yo creo que cardenales ha debido de pedir un outfielders ya que carecemos de jugadores en esta posición,dicen el pitcheo nunca sobra,pero hemos entrado en finales con buenos tiradores y se nos enfrian los bates....creo que se apresuraron como lo han hecho con otros cambios,por ejemplo donde esta marcos tabata,pitcheo solo un juego.....seguimos haciendo movimientos malos,hemos entregado a jugadores como asdrubal cabrera,jesus gusman,luis maza,gustavo chacin,deolis guerra,jose peraza....etc...

    ResponderEliminar
  4. La comparación con Tabata no cabe puesto que ya ese pitcher estaba fuera del beisbol organizado y Alexis Rivero lanzó en Triple A. Sin embargo, es cierto que Lara ha recibido jugadores que luego ha desechado, entre ellos Ronald Bermudez, Gumercindo González y el propio Tabata. Esto de los cambios es muy compmicado, el tiempo dirá quien salió ganando, de momento pareciera que fue Zulia. Quien quita y como dice Ignacio Serrano. el pitcher Alexis Rivero da el paso al frente y saca a relucir sus credenciales.

    ResponderEliminar
  5. Se operó de un By-Pass gástrico en temporada muerta, y dijo que su bajo peso,fue resultado de un plan de entrenamiento diseñado por su esposa. Mintió a la gerencia, se descubrió que se operó sin permiso del equipo, y ahí derivó todo el problema. Ojalá los Periodistas dieran la noticia completa. Otra cosa: Montero está mal conceptuado por todas las gerencias. y ahora recién operado, Águilas entregó a un pitcher sin status en el béisbol organizado. Saludos

    ResponderEliminar
  6. fue un cambio por indiciplina de montero segun fuente llego ebrio, pero saco a relucir que en mlb el picher osuna, fue detenido por violencia domestica y no fue cambiado, miguel cabrera tuvo un incidente con alcohol en la ciudad de miami y no fue cambiado inmediatamente, fue un cambio malo pero muy malo gano zulia por este cambio, no pensaron en el futuro sino en al ahora, el año que viene este picher lo dejaran en libertad, por que esta filosofia practica cardenales, y tenian que haber pedido otro jugador pero que se puede espera de esta gerencia, ya lo han demostrado en el pasado, que son muy malos haciendo cambios

    ResponderEliminar
  7. Si Pirela esta en el mercado porque no aprovechar eso y pedirlo a cambio y asi seria mas equilibrado dicho cambalache,

    ResponderEliminar
  8. Muy buen análisis de Ignacio, de entrada el cambio luce desbalanceado se entrega un excelente bateador pero con varios aspectos en contra (indisciplina, pérdida de poder, pocos extrabases en la actual temporada, sin posición a la defensa) y se recibe a un pitcher con potencial (sus números en el norte lo confirman) aunque con evidentes problemas de rendimiento en Venezuela, apuesta arriesgada de Cardenales pero vale decir que el caso Montero no es nuevo, con el pelotero se han vivido varios episodios de este tipo incluyendo uno en la final de la temporada pasada, estuvo en el mercado en el receso y ningún equipo manifestó interés (por algo será). Sin embargo habrá que esperar para juzgar, podría darse un caso ganar-ganar, si Rivero se estabiliza puede ayudar en el relevo intermedio donde a Cardenales de momento no le sobra nada y Montero aún es joven, si logra encontrar estabilidad (a nivel personal) le va a rendir mucho al Zulia y podría extender su carrera como designado del equipo por varias temporadas... Amanecerá y veremos.

    ResponderEliminar
  9. Rivero tiene excelentes picheos.
    Su problema Radica en la colocación de los mismos..
    Este tiende a perder la zona y al vivir peleando con el descontrol, debe recurrir a picheos francos para levantar los conteos individuales.
    He allí donde recibe daño.
    Si el controla ese aspecto tan dificil
    Sera un lanzador inbateable.

    No se xq se me parece mucho a LEDEZMA
    por su forma de lanzar. Aunq con mas repertorio para RIVERO y esto aparte del sentido del brazo de trabajo..

    ResponderEliminar

 
Todos los derechos reservados © Ignacio Serrano, El Emergente. Diseñado por BALOO Media. Licencia de OddThemes y VineThemes