lunes, 2 de octubre de 2017

Renuncia la gerencia de Atlanta por la firma del prospecto Kevin Maitán

Una investigación adelantada por la oficina del Comisionado de las Grandes Ligas ha llevado a que John Coppolella, gerente general de los Bravos de Atlanta, y Gordon Blakeley, su asistente especial a cargo del scouteointernacional, renuncien este lunes a sus cargos, de acuerdo con reportes de prensa.

Ken Rosenthal, periodista de la cadena FOX Sports, dio la noticia sobre el inesperado movimiento, que dejó a los aborígenes de la Liga Nacional sin sus principales figuras del alto mando, apenas horas después de finalizada la temporada regular de 2017 en las Mayores.

Jeff Passan, columnista del sitio Yahoo! Sports, reveló poco después que la renuncia de ambos ejecutivos está relacionada especialmente con un proceso que la oficina de Rob Manfred lleva a cabo para determinar si Coppolella y su equipo incumplieron con las normas de la MLB al firmar al súper prospecto Kevin Maitán, el venezolano que ha recibido el bono más alto en la historia al dar el salto al profesional.

Añadió Passan que otras posibles irregularidades en el manejo de los Bravos también forman parte del expediente, pero subrayó que el foco de Nueva York está puesto ahora, sobre todo, en el caso del nativo que en la LVBP pertenece a los Bravos de Margarita.

Maitán es un campocorto con poder, que batea a las dos manos, a quien relacionan con un joven Miguel Cabrera en su momento. Tiene 17 años de edad y acaba de estrenarse en las menores, en categoría Novatos.

En 2016 recibió 4,25 millones de dólares por sumarse a los indígenas, en una serie de pactos que llevaron a adquirir también a otros dos criollos, Abrahan Gutiérrez y Liván Soto, por bonos que combinados llegaron a los 9 millones de dólares.

Passan advirtió que, en caso de determinarse alguna irregularidad, Maitán puede ser declarado agente libre por las Grandes Ligas.

Hay antecedentes que sostienen una afirmación semejante. También en 2016, los Medias Rojas fueron sancionados con la pérdida de los prospectos venezolanos Simón Mezzuti, Antonio Piñero y Eduardo Torrealba, perdiendo además los 900.000 dólares que les habían entregado, por violar las normas que rigen el procedimiento de reclutamiento.

Mezzuti, Piñero y Torrealba firmaron a continuación con nuevas organizaciones y los patirrojos tuvieron que esperar 12 meses para poder participar nuevamente en el proceso de Julio 2, como castigo adicional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario