Derechos reservados. Las notas de este sitio no deben reproducirse sin la autorización de su autor

jueves, 27 de julio de 2017

¿Mi hijo puede entrenarse igual, después de una lesión?

Camino a las Grandes Ligas
Por Rhay Kepler

Esposa- Cielo, si el niño no se entrenó por el dolor de la pierna, la semana pasada, deberías preguntarle al entrenador si puede correr duro y todo eso, no sabemos si le duela otra vez.

Pedro- Sí, mi amor, le preguntaré a llegar al estadio; a ver qué me dice…

Esposa- Está bien.

Entrenador- ¿Cómo le va a mi futuro coach de banca del equipo?

Pedro- Pero que sea en las Grandes Ligas, jajaja.

Entrenador- Bueno ¿quién dijo miedo? Vamos por eso.

Pedro- Aquí tengo al prospecto, pero tenemos una duda. Cuando un pelotero se lesiona y dura un tiempito sin hacer nada, ¿empezamos de nuevo igual, como si nada hubiese pasado?

Entrenador- Eso es un error común que cometemos, bien sea por los deseos de ganar un juego o el torneo, o por la falsa creencia de que así vamos a eliminar el miedo del niño en hacer las cosas como las hacía antes de la lesión.

Pedro- Entonces ¿qué se debe hacer?

Entrenador- Te enumeraré las consideraciones, para que se te haga más fácil el asunto. Porque cada pelotero reacciona diferente, unos mejoran lentamente, otros más rápido, pero las consideraciones que te diré deben estar presentes siempre.

Hijo- Ok.

Entrenador- Mira bien:

1. Un pelotero que paró sus entrenamientos por lesión debe entregarte una recomendación elaborada por un fisioterapeuta con las recomendaciones de lo que puede hacer

2. Cuando leas esas recomendaciones, deberías llamarle para que te actualice y dé más detalles, para aclarar dudas.

3. Identifica qué puede hacer sin dolor.

4. Trabaja con baja intensidad, control de tiempo de trabajo y recuperaciones.

5. Controla las series y repeticiones.

6. Siempre atento a los niveles de dolor: 1 es muy pero muy bajo, y 10 es muy pero muy alto.

7. Realiza trabajos de fortalecimiento y estiramientos de la zona y de todo el cuerpo.

8. Consulta si es necesario el uso de hielo al finalizar.

Claro está, debes saber el o los músculos que están involucrados en la lesión, la articulación, y qué movimientos realiza y permite.

Pedro- ¡Hum! La cosa no es tan sencilla. Cuando se trata de dolores, lesiones y esas cosas, es mejor consultar a un profesional, no sea que se empeore el tema de salud.

Entrenador-
Es así, súper Pedro. Los dolores son el primer aviso. Hay que evaluar cómo es y cómo se produjo. Partiendo de ahí, se desarrollan un sinfín de posibilidades para trabajar.

Pedro- ¿Existe una forma estándar de hacer las cosas?

Entrenador- Sí hay unos protocolos de evaluación de lesiones que conocen los fisioterapeutas, y en nuestro caso, junto a ellos, elaboramos los planes de entrenamiento. Ellos nos aportan que podemos hacer y nosotros aportamos como preparadores físicos la dosificación de cómo hacerlo.

Pedro- ¡Que bien! ¡Qué bien! Todo un placer una vez más, entrenador, seguir aprendiendo contigo.

Entrenador- Estamos para eso, míster Pedro. ¡Seguimos en contacto por esta vía y este mismo canal, como dicen en televisión!

Rhay Kepler es preparador físico especializado en beisbol y experiencia con equipos de la LVBP. Cada semana desarrollará un nuevo tema en este sitio. Pero también puedes seguir su trabajo visitando sus plataformas en la red.

No hay comentarios:

Publicar un comentario