martes, 21 de marzo de 2017

Japón es el coco de los clásicos mundiales de beisbol

blog-banesco-japon-clasico-mundial-beisbolPor Ignacio Serrano

¿Cuál es el único país que ha disputado las semifinales en todas las ediciones del Clásico Mundial de Beisbol?

No es Estados Unidos, con sus centenares de grandeligas. Tampoco la República Dominicana, el principal exportador de peloteros a las Mayores.

Sólo Japón ha conseguido ha hazaña.

Es curioso, realmente.

La pelota en el archipiélago, ciertamente, tiene vida propia, con una liga muy competitiva, que entrega buenos salarios.

Algunas fuentes aseguran que el deporte de los diamantes llegó a la nación asiática hace tanto como 145 años, en 1872, mucho antes que a Venezuela, Dominicana o Puerto Rico. Sus primeros equipos profesionales datan de 1936, antes de la Segunda Guerra Mundial y la invasión estadounidense.

El venezolano Ernesto Mejía es el jugador mejor pagado en la NPB, el doble circuito nipón, con un salario anual que ronda los 5 millones de dólares.

Masanori Murakami fue el primer japonés en llegar a las Grandes Ligas, en 1964. Pero los nativos de su patria prefieren quedarse en sus ligas, sin contar con las reglas que dificultan dar el salto de una a otra costa del Océano Pacífico.

Los Gigantes de Yomiuri, la divisa más popular del país, tiene una alianza de mercadotecnia con los mismísimos Yanquis de Nueva York, con quienes son comparados en el mercado del Lejano Oriente.

Un puñado de bigleaguers representan a la Tierra del Sol Naciente en la MLB. Pero he aquí la mayor curiosidad de todas: casi ninguno participa en el Clásico Mundial.

En esta edición de 2017 sólo está Norichika Aoki, jardinero de los Astros de Houston. Ya no defiende la camiseta nacional el legendario Ichiro Suzuki. No fueron llamados los ases Yu Darvish, de los Rangers de Texas; Masahiro Tanaka, de los Yanquis de Nueva York; o Kenta Maeda, de los Dodgers de Los Ángeles. Sólo Aoki, nadie más.

Japón prefiere convocar a las estrellas de la NPB. Y vaya que le ha ido bien al hacerlo. Esta es la cuarta vez que se mete entre los cuatro mejores del planeta y puede que consigan su tercera corona.

Publicado en Blog.Banesco.com, el martes 21 de marzo de 2017. Aquí el original.

No hay comentarios:

Publicar un comentario