sábado, 4 de febrero de 2017

Un Grand Slam dejó en el terreno a los campeones venezolanos

Los últimos encuentros entre México y Venezuela en la Serie del Caribe han terminado igual: con un jonrón que deja en el terreno al representante de la LVBP y una escuadra azteca que celebra en el medio del diamante.

Hace un año fue Jorge Vázquez, quien sentenció a los Tigres de Aragua en la final de 2016, impidiendo la octava corona para representantes venezolanos y desatando la fiesta de los manitos en Santo Domingo. Este viernes fue Sebastián Valle.

El receptor de los Águilas de Mexicali desapareció la pelota con tres hombres a bordo en el noveno episodio, para dejar a las Águilas del Zulia en el campo, poner cifras definitivas a la pizarra y mantener a su equipo en el primer lugar del Clásico de Febrero.

Perdió Pedro Rodríguez. Entre él y Leonel Campos, castigado el día anterior en su relevo de un inning, el bullpen criollo ha quedado con una deuda para el resto del campeonato.

El tablazo hizo que se desperdiciara la labor del abridor Carlos Daniel Hernández, que aisló una carrera y cuatro hits. Llegó hasta el sexto inning y se fue con 5.2 entradas. La rotación rapaz, hasta ahora, tiene 1.69 de efectividad, contando la sólida salida de Omar Bencomo Jr. el jueves.

Hernández ahora podrá quedar disponible para relevar de modo situacional, una vez descanse sábado y domingo. El único zurdo relevista de los aguiluchos es Edgar Alfonzo Jr.

El conocido ex tiburón Barry Enright comenzó por Mexicali y también le fue bien. Le fabricaron sólo una rayita en 5.0 pasajes.

1 comentario:

  1. Razon tenia yo, cuando vi q iban a llevar a ese Pedro Rodriguez, no se en verdad q le ven . Ramon Garcia, lo hubiese hecho mucho mejor.

    ResponderEliminar